------- ---------------------

..

..

        

                                        

25 de julio de 2011

Mentiras

Siempre me ha sorprendido como la gente juzga a los demás. Y como dicen odiar las mentiras. Mientras sin embargo te están mintiendo, se mienten a si mismos, y mienten también a los demás. Y me pregunto entonces en ese contexto ¿quién puede juzgar?

Pero el hecho es que juzgan. Casi por costumbre. Como si fueran miembros de una secta moralista cuyo lema principal es "haz lo que yo digo, mas no lo que yo hago".

Si me dieran un centavo por cada vez que me han engañado o intentado engañarme, te aseguro que ya seria multimillonaria. Yo creo que la verdad ha muerto hace rato. Que la gente la mata para preservar su auto imagen. Y presentar una cara bonita para el público. Pero esto es inútil porque nadie aplaudirá por tan brillante actuación.

Sin embargo, no todas las mentiras son iguales. Hay mentiras que no son conscientes, y hay mentiras que se dicen con plena conciencia. Hay mentiras que son para un buen propósito, y hay mentiras que son solo para salirte con la tuya. Aun en las mentiras no todo da igual, ni es lo mismo.

Cada persona que conozco oculta algo a los ojos de los demás. Y ninguno es tan transparente, ni tan santo. Asi que en este contexto de hipocresía, en cierta manera justifico la mentira. Como una forma de no quedar en inferioridad de condiciones, ante los que por un lado te exigen la verdad y por el otro no hacen otra cosa que engañarte cuando pueden. Porque en definitiva no les importa un rábano de ti. O si les importa, pero solo engañarte, como a un tonto más.

Hay gente que se divierte burlándose de los demás. Pero se ofende cuando se sienten sorprendidos ellos mismos. O cuando se encuentran con algo que no esperan.

La verdad nos hace libres, dice el dicho popular. Pero quién es el que nos da la libertad?. Quién es completamente libre?, Quién recibe solo la verdad ? Quién no ha sido engañado ? Quién no modifica el discurso para salirse con la suya?

La verdad nos hace libres cuando la compartimos, nada mas. Mientras tanto, seguimos siendo prisioneros, de esta costumbre. O de esta verdad.

nbas


No hay comentarios:

 

--------------------- -------------------------------- ----